July 15, 2020 / 4:51 PM / 19 days ago

Vivir cerca de sitios de combustión de gas puede aumentar el riesgo de parto prematuro: estudio

WASHINGTON, 15 jul (Reuters) - Las mujeres que viven cerca de sitios de producción de petróleo y gas donde se quema el gas natural pueden tener un mayor riesgo de dar a luz prematuramente, informó el miércoles un equipo de investigadores de California.

Imagen de archivo de una llama que quema exceso de gas natural en la Cuenca Pérmica en el Condado Loving, Texas, Estados Unidos. 23 de noviembre, 2019. REUTERS/Angus Mordant/Archivo

El análisis de más de 23.000 registros de nacimientos entre 2012 y 2015 revela un 50% más de probabilidades de parto prematuro para las mujeres que viven dentro de 5 kilómetross de la cuenca de esquisto Eagle Ford de Texas que para las mujeres que vivían más lejos, según la investigación.

“Nuestro estudio encuentra que vivir cerca de sitios de quema de combustible es perjudicial para embarazadas y bebés”, dijo la coautora Jill Johnston, científica de salud ambiental de la Universidad del Sur de California.

La investigación, publicada en Environmental Health Perspectives, se suma a la evidencia que vincula la contaminación con los malos embarazos.

Otro estudio, publicado en junio, encontró una correlación entre la contaminación del aire o temperaturas exteriores más altas y mayores posibilidades de tener un bebé prematuro o un aborto.

Esos hallazgos, en el Journal of the American Medical Association, resultaron del análisis de 70 estudios que cubren 32 millones de nacimientos. También descubrió que las mujeres negras corrían un riesgo desproporcionado.

En la nueva investigación, realizada por científicos de la USC y la UCLA, la asociación entre partos prematuros y proximidad a sitios de combustión sólo se observó entre las mujeres hispanas y latinas, que constituían el 55% de la población del estudio. No se observó ningún efecto entre las mujeres blancas no hispanas, que representaban el 37% del total.

Los bebés prematuros tienen un mayor riesgo de enfermedades respiratorias y cardiovasculares, así como retrasos en el desarrollo.

El equipo dijo que fue el primero en analizar los resultados de los nacimientos en relación con el petróleo y la combustión, que ha visto un fuerte aumento en el Eagle Ford, en el sur de Texas, y en otros centros de esquisto bituminoso en Estados Unidos.

Las llamas pueden liberar productos químicos como benceno, monóxido de carbono y óxidos de nitrógeno, junto con partículas finas, metales pesados y carbono negro.

Reporte de Valerie Volcovici; Editado en español por Janisse Huambachano

Nuestros Estándares:Los principios Thomson Reuters
0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below