September 12, 2019 / 4:33 PM / 2 months ago

Expertos en SIDA advierten que "chemsex" gay agrava epidemias urbanas de VIH

Imagen de archivo de un miembro de la División de Investigación Criminal de Alemania (BKA) mostrando metanfetamina cristal durante una conferencia de prensa en las oficinas de la BKA en Wiesbaden, Alemania. 13 de noviembre, 2014. REUTERS/Ralph Orlowski

LONDRES (Reuters) - Un aumento en las fiestas de “chemsex”, donde las personas pasan días drogándose y teniendo relaciones sexuales con múltiples parejas, está reavivando las epidemias de VIH entre hombres homosexuales en pueblos y ciudades europeas, dijeron médicos.

Pese a riesgos mucho mayores de contraer el virus que causa el SIDA, así como otras infecciones de transmisión sexual (ITS), los usuarios buscan etiquetas como “drogado y cachondo” en aplicaciones como “Grindr” para encontrar a otras personas que desean sexo con drogas, a menudo anónimo y sin protección.

El resultado, dicen los expertos en SIDA, es que en las ciudades de Europa, el VIH se está propagando rápidamente entre hombres que tienen sexo con hombres, lo que lleva a epidemias concentradas en grupos de difícil acceso.

“El chemsex está muy extendido ahora, es un fenómeno creciente”, afirmó Rusi Jaspal, profesor de psicología y salud sexual en la Universidad de De Montfort, en la ciudad británica de Leicester, que está estudiando la propagación del VIH y la escena del chemsex.

En una conferencia en Londres organizada por la Asociación Internacional de Proveedores de Atención en SIDA (IAPAC), el presidente del grupo, José M. Zúñiga, describió el chemsex como un “desafío de proporciones que no podemos comprender completamente en este momento”.

El chemsex se caracteriza por el uso de drogas como la metanfetamina cristalina, la mefedrona y el GHB (ácido gamma-hidroxibutírico) para mejorar la excitación sexual, el rendimiento y el placer.

Un subcategoría de chemsex se conoce como “slamsex”, donde los asistentes a la fiesta se inyectan drogas en lugar de tomarlas en forma de píldoras o fumando en pipas.

Las drogas “reducen las inhibiciones y aumentan la sensación de lujuria”, dijo Jaspal, y contribuyen a “una tormenta perfecta” en grupos con altas tasas de VIH para que el virus se propague.

En un estudio de personas que asistían a clínicas de VIH en Inglaterra y Gales publicado en 2014, el 30% de los hombres VIH positivos encuestados informaron de chemsex en el año anterior, y el 10% dijo que habían participado en slamsex.

Nuestros Estándares:Los principios Thomson Reuters
0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below