June 22, 2018 / 11:14 AM / 6 months ago

Alemania se juega ante Suecia su estelar récord mundialista de más de ocho décadas

MOSCÚ (Reuters) - Una fenomenal consistencia en la Copa del Mundo ha llevado a que Alemania, vigente campeona mundial, no haya sido eliminada en la fase de grupos del torneo en los últimos 80 años, pero eso podría cambiar el sábado.

Entrenamiento de la selección de fútbol de Alemania, Sochi, Rusia - 21 de junio de 2018 REUTERS / Hannah McKay

En cada Copa del Mundo desde 1938, Alemania ha superado la primera ronda. No compitió en el torneo de 1950 ya que se le prohibió ingresar después de la Segunda Guerra Mundial.

Ni siquiera los cinco veces campeones Brasil pueden presumir de ese récord, ya que los sudamericanos no lograron superar su grupo en 1966.

Pero cuando los dirigidos por Joachim Löw salten al campo contra Suecia para su segundo partido del Grupo F en el estadio Fisht de Sochi, deberán ser conscientes de que una derrota ante los escandinavos podría significar el final de una de las marcas más largas de la Copa Mundial.

Una sorpresiva derrota 1-0 en el debut ante México hace suponer que probablemente necesiten al menos cuatro puntos en los partidos restantes del grupo, contra Suecia y Corea del Sur, para poder avanzar.

Tímidos y deslucidos contra México, los alemanes no mostraron ninguna de las fortalezas que los llevaron al título en 2014 y a la victoria en cada uno de sus 10 partidos de clasificación para la Copa Mundial.

    En cambio, fueron presa fácil para los mexicanos, que los superaron durante casi todo el partido y que no lograron una victoria más abultada únicamente por la falta de puntería de sus atacantes.

Ahora Alemania está contra la pared y sus hinchas se preparan para lo que podría ser su mayor decepción en décadas.

    “Tenemos dos tareas importantes que completar y tenemos que ganar ambos partidos”, dijo el delantero alemán Thomas Müller. “No importa quién juegue, cada uno debe hacer lo que se le pide en su posición”.

Para los suecos, sin embargo, es una oportunidad de oro para avanzar, sabiendo que sus oponentes están bajo una presión extrema.

    “Haremos todo lo que podamos, y seremos lo más listos posible con el balón y sin él”, dijo el extremo sueco Emil Forsberg, cuyo equipo ganó su primer partido 1-0 ante Corea del Sur.

    Un empate también podría ser suficiente para Suecia, pero para los alemanes sólo servirán los tres puntos.

    “Cuanto más dure el partido, más desesperados se sentirán si no han anotado”, dijo Forsberg.

Editado en español por Felipe Iturrieta

Nuestros Estándares:Los principios Thomson Reuters
0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below