February 27, 2009 / 8:03 PM / 10 years ago

Obama dice operaciones combate Irak terminarán en 2010

Por Ross Colvin y Jeff Mason

El presidente Barack Obama intercambia saludos con un marine previo abordaje del Air Force One en Carolina del Norte, EEUU, 27 feb 2009. Obama anunció el viernes el retiro de todas las fuerzas de combate de Estados Unidos en Irak para agosto del 2010, pero destacó que entre 35.000 y 50.000 soldados permanecerán apoyando al Gobierno y las fuerzas de seguridad locales. REUTERS/Jim Young

CAMP LEJEUNE, EEUU (Reuters) - El presidente Barack Obama anunció el viernes el retiro de todas las fuerzas de combate de Estados Unidos en Irak para agosto del 2010, pero destacó que entre 35.000 y 50.000 soldados permanecerán apoyando al Gobierno y las fuerzas de seguridad locales.

En un discurso en la base de la Marina Camp Lejeune, en Carolina del Norte, Obama afirmó que “Irak aún no es seguro” y que vendrían días difíciles, pero indicó que su Gobierno tiene intención de remover todas sus fuerzas de ese país para fines del 2011.

“He elegido un programa que sacará a nuestras brigadas en los próximos 18 meses. Déjenme decirlo de la forma más clara posible: el 31 de agosto del 2010 nuestra misión de combate en Irak terminará”, dijo Obama.

“Bajo el estatus de acuerdo de fuerzas con el Gobierno iraquí, pretendo sacar a todas las fuerzas estadounidenses de Irak para fines del 2011. Vamos a completar esta transición hacia la responsabilidad iraquí y traeremos a nuestros soldados a casa con el honor que se ganaron”, destacó.

El programa de 18 meses marca una coyuntura histórica en una guerra poco popular que ha resultado ser enormemente costosa para Estados Unidos y definió la presidencia de George W. Bush.

La guerra ha sido una gran carga para el Tesoro, cobró la vida de alrededor de 4.250 soldados estadounidenses y dañó severamente la imagen del país en el mundo.

La decisión de Obama de dejar una fuerza considerable para fortalecer la estabilidad fue celebrada por los republicanos del Congreso, incluyendo al ex candidato a la presidencia John McCain, mientras que algunos demócratas estaban preocupados de que demasiados soldados permanezcan en Irak.

Obama dijo que Irak fue erosionado por “horrendas” matanzas sectarias en 2006 y 2007 pero destacó que la violencia ha sido reducida de manera sustancial mientras que la capacidad de las fuerzas de seguridad locales, reestructuradas tras la invasión del 2003, ha mejorado.

BUSQUEDA DE ESTABILIDAD REGIONAL

“Pero que no queden dudas, Irak aún no es seguro, y habrá dificultades por delante. La violencia seguirá siendo parte de la vida en Irak. Demasiadas preguntas sobre el futuro de Irak se mantienen sin respuesta”, sostuvo.

El anuncio cumple una importante promesa de campaña que Obama realizó el año pasado mientras se concentra en aumentar la presencia militar estadounidense en Afganistán, que ha llamado el frente central en la guerra contra el terrorismo liderada por Washington.

“Mientras llevamos adelante esta reducción, mi prioridad más alta será la seguridad de nuestros soldados y los civiles de Irak. Vamos a proceder con cuidado y vamos a desarrollar consultas con mis comandantes militares en el campo y con el Gobierno de Irak”, remarcó Obama, quien asumió la presidencia el mes pasado.

“Es seguro que habrá períodos difíciles y ajustes tácticos. Pero nuestros enemigos no deben tener dudas: este plan le da a nuestro Ejército la fuerza y la flexibilidad que necesitan para respaldar a nuestros socios iraquíes, y tener éxito”, agregó.

Más temprano el viernes, Obama habló con el primer ministro iraquí, Nuri al-Maliki, y con el ex presidente George W. Bush para darles a conocer su anuncio, informó la Casa Blanca.

Su visita a Camp Lejeune se da al final de una larga semana en la que Obama se enfocó en reconstruir la economía de Estados Unidos y dio a conocer un enorme programa presupuestario de 3,55 billones de dólares para el año fiscal 2010.

Para muchos estadounidenses cansados de la guerra, el conflicto de Irak fue dramáticamente opacado por una profunda recesión que ha dejado a muchos luchando por ganar lo suficiente para subsistir y a millones sin trabajo.

Obama también destacó que su país no pretende reclamar territorios de Irak, en un intento por tranquilizar a los iraquíes que están preocupados por la prolongada presencia de las fuerzas de Washington en esa nación.

“Estados Unidos no pretende reclamar parte alguna de su territorio o sus recursos. Respetamos su soberanía y los enormes sacrificios que han hecho por su país. Buscamos una transición total hacia la responsabilidad iraquí por la seguridad de su país”, sostuvo.

Mientras las tropas estadounidenses se retiran, Washington se enfocará en una estrategia diplomática regional y mayores esfuerzos por incentivar a los líderes iraquíes a fortalecer una frágil estabilidad política para evitar que resurja la violencia sectaria que estalló el 2006 y causó la muerte a decenas de miles de civiles.

Reporte adicional por Thomas Ferraro, Susan Cornwell y Steve Holland; Editado en español por Javier Leira

Nuestros Estándares:Los principios Thomson Reuters
0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below