December 17, 2009 / 5:08 AM / 10 years ago

EEUU apoya fondo climático, líderes mundiales reunidos

Por Gerard Wynn y Pete Harrison

Una gota cae desde un pedazo de hielo en el glaciar argentino Perito Moreno cerca de ka ciudad de El Calafate, 16 dic 2009. Las posibilidades de lograr un acuerdo sólido sobre cambio climático de la ONU disminuían el jueves, en el clímax de dos años de negociaciones, debido a que los países ricos y las naciones en desarrollo estaban estancadas en las reducción de emisiones de gases invernadero. REUTERS/Marcos Brindicci (IMAGENES DEL DIA)

COPENHAGUE (Reuters) - El apoyo de Estados Unidos a un fondo climático de 100.000 millones de dólares para ayudar a las naciones pobres revivió el jueves la esperanza de un acuerdo contra el calentamiento global, mientras líderes mundiales se reunieron en vísperas del plazo de la ONU para lograr un consenso.

Varios líderes mencionaron los riesgos de fracasar en una cumbre de dos días que partió con una cena de gala para cerca de 120 líderes mundiales en el Palacio Christiansborg, ofrecida por la Reina Margarita de Dinamarca.

“Estamos contra el tiempo, dejemos de maniobrar (...) Un fracaso en Copenhague sería una catástrofe para cada uno de nosotros”, dijo el presidente francés, Nicolas Sarkozy, en un discurso hacia los líderes.

Ministros de Medio Ambiente planeaban trabajar hasta altas horas de la noche en borradores bosquejando reducciones en las emisiones de gases de efecto invernadero, como parte de un acuerdo de 193 naciones que se publicará el viernes para evitar más inundaciones, olas de calor, sequías y aumento de los mares.

Estados Unidos, el segundo emisor mundial de gases de efecto invernadero luego de China, hizo su aporte a las conversaciones al prometer apoyar un fondo de 100.000 millones de dólares anuales para naciones pobres al 2020.

El presidente estadounidense, Barack Obama, arribará a la cumbre en la mañana del viernes.

“Estados Unidos está preparado para trabajar con otros países hacia una meta de movilizar de manera conjunta 100.000 millones de dólares anuales para el 2020 para responder a las necesidades de países en desarrollo frente al cambio climático”, dijo la secretaria de Estado estadounidense, Hillary Clinton, ante una conferencia de prensa.

El fondo será mayor a todos los actuales flujos de ayuda para naciones pobres, dijo un funcionario ONU, y estará en línea con las demandas presentadas por naciones africanas. “Eso es muy alentador”, dijo el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, sobre la promesa estadounidense.

OBAMA

Un funcionario estadounidense comentó que era improbable que Obama fuera más específico sobre los compromisos de Estados unidos para ayudar a entregar fondos a los países pobres.

El funcionario agregó que no podría predecir si los líderes mundiales llegarán a un acuerdo, pero dijo que Obama seguiría

comprometido con trabajar en el tema si las conversaciones no eran exitosas.

Algunos activistas de Greenpeace portando pancartas que decían “Los políticos hablan, los líderes actúan” caminaron hacia la alfombra roja del Palacio Christiansborg. Fueron sacados del lugar por los guardias.

El acuerdo sobre financiamiento es una parte del crucigrama que también incluye varias otras medidas, desde salvar bosques hasta estimular mercados de carbono y fortalecer las reducciones globales de emisiones de gases invernadero.

“Si todos y cada uno hace un poco más, entonces podemos lograrlo”, dijo la canciller alemana, Angela Merkel. La canciller dijo que la Unión Europea quería hacer más, pero no actuar sola.

Sin embargo, cualquier acuerdo debe conseguir la unanimidad para ser aprobado. Y algunas pequeñas islas Estado y naciones africanas, vulnerables a las sequías, inundaciones, olas de calor y aumento de los mares, insisten en que no aceptarán un acuerdo débil.

“Estamos hablando de la sobrevivencia de nuestra nación”, dijo el primer ministro de la isla del Pacífico Tuvalu, Apisai Ielemia.

Las conversaciones, estancadas por 24 horas, se reabrieron luego que el primer ministro danés, Lars Lokke Rasmussen, desechara planes para presentar sus propios textos de compromiso. Naciones pobres se han opuesto a su plan, que insistía en que todos deberían involucrarse.

Los borradores incluyen posibles metas como la reducción a la mitad de las emisiones mundiales de gases de efecto invernadero para el 2050, u obligar a las naciones desarrolladas a reducir sus emisiones entre un 25 y un 40 por ciento para el 2020.

Kim Carstensen, jefe de iniciativa climática global del grupo ambiental WWF, dijo: “Estamos saliendo del valle de la muerte. Estamos empezando a ver los trazos de un compromiso, apoyado por la oferta estadounidense sobre financiamiento”.

Anteriormente el jueves, los prospectos de un pacto climático fuerte de Naciones Unidas parecían lejanos, y naciones culpaban a los mayores emisores, China y Estados Unidos, de obstaculizar el tema de las reducciones de carbono.

Sin embargo, ministros y líderes le dieron una renovada urgencia al acuerdo.

“Copenhague es demasiado importante para fracasar”, expresó el embajador de cambio climático de China, Yu Qingtai y agregó que la presencia del primer ministro chino, Wen Jiabao, quien llegó a Copenhague el miércoles en la noche, demuestra el compromiso de su país.

Reporte adicional de Anna Ringstrom, David Fogarty, Richard Cowan, Emma Graham-Harrison, Krittivas Mukherjee, Karin Jensen; Escrito por Gerard Wynn y Alister Doyle; Editado en español por Ricardo Figueroa/Juana Casas

Nuestros Estándares:Los principios Thomson Reuters
0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below