July 25, 2018 / 2:54 AM / 5 months ago

Solicitantes de asilo acusan a guardias EEUU de reprimir huelga de hambre: demanda

LOS ÁNGELES (Reuters) - Guardias de un centro de detención estadounidense para inmigrantes en California usaron gas pimienta, palizas y duchas con agua hirviendo el año pasado para castigar a ocho hombres centroamericanos que se declararon en huelga de hambre, dijeron el martes dos de los hombres y sus abogados.

Human Rights Watch dijo que una atención médica inadecuada provocó la muerte de al menos tres inmigrantes en los últimos ocho años en el Centro de Detención Adelanto, cerca de San Bernardino, en el sur de California, donde los ocho hombres fueron detenidos después de pedir asilo en Estados Unidos.

Hace años que se presentan denuncias legales que impugnan las condiciones en los centros de detención estadounidenses para inmigrantes, pero las instalaciones han sido objeto de un mayor escrutinio en medio de la política de línea dura del presidente estadounidense, Donald Trump, sobre la inmigración legal e ilegal.

El Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE, por su sigla en inglés) de Estados Unidos declinó responder a las acusaciones en una demanda de derechos civiles presentada en nombre de los hombres, citando su política de no comentar sobre litigios pendientes.

“Sin embargo, la falta de comentarios no debe interpretarse como un acuerdo o estipulación de alguna de las acusaciones”, dijo la portavoz del ICE, Lori K. Haley, en un correo electrónico.

Los ocho hombres anunciaron planes de una huelga de hambre el 12 de junio del 2017 para protestar pacíficamente por la falta de acceso a agua potable, alimentos de calidad o ropa limpia en Adelanto, según la demanda, que dice que ellos huyeron de grupos delictivos violentos en El Salvador y Honduras.

Los guardias respondieron usando espray de pimienta contra los solicitantes de asilo, golpeando a algunos de ellos y colocando a los hombres en aislamiento durante 10 días, dijo la demanda. Los hombres terminaron su huelga de hambre luego de dos días.

“Nos miraban como si fuéramos peores que criminales, porque no creo que tratarían a los criminales como lo hicieron con nosotros”, dijo Alexander Antonio Burgos Mejía, de 29 años, entre los hombres que demandaron por las acusaciones de abuso, en una rueda de prensa en Los Angeles. Burgos, quien proviene de Honduras, está libre bajo fianza mientras busca asilo.

Otro demandante, Josué Mateo Lemus Campos, de 25 años, un inmigrante de El Salvador que también fue liberado bajo fianza, dijo a periodistas que las duchas con agua hirviendo que debió soportar luego de haber sido rociado con gas pimienta le causaron “dolor insoportable”.

GEO Group, la compañía privada que administra Adelanto, dijo en un comunicado que la demanda era “completamente infundada”, y sostuvo que el ICE revisó la respuesta a la huelga y no encontró ningún acto indebido. La demanda fue presentada en mayo, pero fue enmendada el lunes para agregar al ICE como acusado.

Reporte de Alex Dobuzinskis. Editado en español por Carlos Aliaga

Nuestros Estándares:Los principios Thomson Reuters
0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below