September 11, 2018 / 9:15 AM / 3 months ago

El jefe del espionaje alemán matiza sus palabras sobre las protestas de Chemnitz

BERLÍN (Reuters) - El responsable de la agencia de espionaje nacional de Alemania, que se ha enfrentado a peticiones de dimisión por cuestionar un vídeo que mostraba a grupos de extrema derecha persiguiendo a inmigrantes en la ciudad de Chemnitz, ahora acepta la autenticidad de las imágenes, informaron dos periódicos el martes.

Una manifestación de la ultraderecha en Chemnitz, Alemania, el 7 de septiembre de 2018. La pancarta dice "Nosotros somos el pueblo". REUTERS/Matthias Rietschel

Las protestas más violentas en décadas de la extrema derecha alemana, que tuvieron lugar en esa ciudad del este del país por el apuñalamiento mortal de un alemán del que se acusó a dos inmigrantes, han reavivado un acalorado debate sobre la decisión de la canciller Angela Merkel de abrir en 2015 sus fronteras a más de un millón de refugiados.

Hans-Georg Maassen, que dirige la agencia de inteligencia BfV, provocó la semana pasada la indignación de parlamentarios de los principales partidos por decir al Bild que no estaba seguro de si las imágenes grabadas en Chemnitz hace dos semanas y que circularon online eran auténticas.

El Sueddeutsche Zeitung y el Frankfurter Allgemeine Zeitung dijeron que Maassen había escrito al ministro del Interior, Horst Seehofer, diciendo que el vídeo no había sido falsificado y que sus comentarios habían sido malinterpretados.

Maassen dijo que había pretendido expresar dudas sobre si el vídeo mostraba realmente a gente siendo perseguida, escribieron los periódicos.

Políticos como el líder de los Socialdemócratas (SPD), que comparten el poder con los conservadores de Merkel, pidieron a Maassen que renunciara al cargo si no explicaba sus comentarios, y aún no está claro hasta qué punto la nueva explicación rebajará la presión sobre él.

Maassen había parecido contradecir el punto de vista de Merkel sobre los acontecimientos en Chemnitz. La semana pasada, la canciller reprendió a un aliado conservador, jefe del estado de Sajonia, donde se encuentra Chemnitz, por minimizar la violencia. La policía también detuvo a personas que hicieron el saludo nazi, algo ilegal en Alemania.

Merkel y su portavoz han repetido en varias ocasiones que la violencia de extrema derecha es inaceptable en Alemania.   

El lunes por la noche, varios cientos de derechistas vestidos de negro se congregaron en la ciudad oriental de Halle, en Sajonia-Anhalt, tras la muerte el fin de semana de un ciudadano alemán y la detención de dos afganos en la cercana ciudad de Koethen.

La policía dijo que llevó a cabo 14 arrestos, principalmente por mostrar simbología derechista prohibida, pero que no hubo incidentes de violencia graves.

Información adicional de Stefanie Geiger en Duesseldorf; Información de Madeline Chambers; editado por John Stonestreet; Traducido por Blanca Rodríguez

Nuestros Estándares:Los principios Thomson Reuters
0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below